Historia de Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá

Fragmento

El señor Obispo de Tunja, Eduardo Maldonado, quien tomó las coronas y las puso en las cabezas del Niño y de la Virgen respectivamente, diciendo en voz brillante: “Así como hoy te coronamos en la tierra, así merezcamos ser coronados en el Cielo”. “Yo… pido humilde y respetuosamente a los Arzobispos y Obispos aquí congregados, que así como la República fue consagrada al Sacratísimo Corazón de Jesús, de la misma manera, se consagra solemne y públicamente, por voto nacional, a la Santísima Virgen, Reina de Colombia”.

Lo que, para unos tiene poco valor y significado para otros puede ser encontrar un verdadero tesoro como la paz y el descanso espiritual. Coronemos en nuestros corazones a Nuestro Señor y a Nuestra Señora la Rosa del Cielo, para que sean ellos los que dirijan nuestra vida y nuestro camino siempre. De esa forma, siempre tendremos la verdadera paz del alma. Cada colombiano, renovemos en nuestra patria, de corazón, éste voto de consagración de ella a Nuestra Señora, para que la pongamos siempre bajo su protección

Petición: Virgen del Rosario de Chiquinquirá, te suplicamos, por el pueblo colombiano y del mundo entero. Para que cada una de las personas que habitan esta tierra, abran sus corazones al amor del Padre, y busquen en ti, el verdadero consuelo y la esperanza que necesitan día y noche.

Jaculatoria: Pues eres de los pecadores, el consuelo y la alegría ¡Oh Madre clemente y pía, escucha nuestros clamores!

Cristo me amó y se entregó por mí II

Mateo 27, 36-44

Luego se sentaron a vigilarlo. Encima de su cabeza habían puesto un letrero con el motivo de su condena en el que se leía: Este es Jesús, el Rey de los judíos. También crucificaron con Él a dos ladrones uno a su derecha y el otro a su izquierda. Los que pasaban por allí lo insultaban, movían la cabeza y decían: ¡Vaya!, ¡Tú que destruyes el templo y lo levantas de nuevo en tres días!, si eres el Hijo de Dios, líbrate del suplicio y baja de la cruz. Los jefes de los sacerdotes, los jefes de los judíos y los maestros de la ley, también se burlaban de Él. Decían: ¡Ha salvado a otros y no es capaz de salvarse a sí mismo! ¡Que baje de la cruz el Rey de Israel, y creeremos en Él! Ha puesto su confianza en Dios. Si Dios lo ama, que lo salve, pues Él mismo dijo: Soy Hijo de Dios. Hasta los ladrones que habían sido crucificados con Él le insultaban. Palabra del Señor.

Del Camino Real de la Santa Cruz ( Imitación de Cristo.L2, Cap. 11)

Esta palabra parece dura a muchos; niégate a ti mismo, toma tu cruz, y sigue a Jesús. Pero mucho más duro será oír aquella postrera palabra: Apartados de mí malditos, al fuego eterno. Pues los que ahora oyen y siguen de buena voluntad la palabra de la Cruz, no temerán entonces oír la palabra de la eterna condenación.

Esta señal de la Cruz estará en el cielo cuando el Señor vendrá a juzgar. Entonces todos los siervos de la Cruz que se conformaron en la vida del Crucificado se llegarán a Cristo juez con gran confianza. Pues que así es, ¿por qué temer tomar la cruz por la cual se va al Reino? En la cruz está la salud, en la cruz está la vida, en la cruz está la defensa de los enemigos, en la cruz está la infusión de la suavidad soberana, en la cruz está la fortaleza del corazón, en la cruz está el gozo del espíritu, en la cruz está la suma virtud, en la cruz está la perfección de la santidad. No está la salud del alma, ni la esperanza de la vida eterna, sino en la cruz. Toma, pues, tu cruz, y sigue a Jesús, e irás a la vida eterna. Él vino primero, y llevó su cruz y murió en la cruz por ti, porque tú también la lleves y desees morir en ella Porque si mueres juntamente con Él, vivirás con Él. Y si fueres compañero de la pena, lo serás también de la gloria.

Meditación enfocada en nuestra realidad colombiana

  • A muchos de estas nuevas generaciones se les ha robado el tesoro de la fe y las virtudes cristianas, poniendo en su lugar cosas dañinas, porque se les ha enseñado el camino de la comodidad y del seguimiento a los propios pareceres en lugar del camino de la cruz. Se ha llenado sus vidas con ciertos desechos del mundo, en la filosofía, en el actuar, en el obrar, en el entretenimiento, en el uso de la tecnología, entre otros. Rescatemos a nuestros jóvenes y los jóvenes sean abiertos a asumir en sus vidas la doctrina de Cristo, fuente de verdadera libertad y realización plena. Así no tendrán que buscar en el dinero, en las fiestas o drogas, en las apariencias, en los reconocimientos, con lo que intentan llenar el vacío del corazón que solo a Dios pertenece y que solo Él llena. Así también podrán cumplir bien su papel en las áreas del bien verdadero, al que están llamados en éste tiempo de la humanidad.
  • Volvamos a formarnos y a formar en valores y virtudes cristianas: la humildad, el servicio, la pureza, la sinceridad, la generosidad, la honestidad, la justicia, la diligencia, la rectitud, el estudio, el esfuerzo, el sacrificio por el bien general, entre otros. Esto es lo que hace progresar verdaderamente las sociedades, y fructificar la vida con alegría.
  • La practica de la mortificación y la penitencia, el ayuno y reflexionar en la Pasión de Cristo son medios de la doctrina cristiana que hemos olvidado, practiquémoslos y unamos todo sufrimiento a Cristo en reparación de nuestros pecados, eso también es tomar el camino de la cruz.

ORACIONES

A REZAR LUEGO DE LAS MEDITACIONES LOS DÍAS 27 AL 33

PRÁCTICA:

Buscar un documento en el que me hable de la Pasión de Cristo y hacer un rato de oración y meditación con él. Realizar un Viacrucis el próximo viernes en reparación de mis pecados que son los que han llevado a Jesús a morir en la Cruz.

Agrega el REZO DEL SANTO ROSARIO a tus oraciones a la hora que puedas.

Jaculatoria: Pues eres de los pecadores, el consuelo y la alegría ¡Oh Madre clemente y pía, escucha nuestros clamores!

error: Content is protected !!